Brokering AbogadosAbogadosAbogados Chile

Pymes chilenas

Pactos de accionistas

¿Para que sirven los pactos de accionistas?

Los pactos de accionistas sirven para establecer acuerdos especiales entre los accionistas o sólo en un grupo de ellos, tanto en las sociedades anónimas como en las sociedades por acciones (SpA). Sirven para regular las obligaciones de los accionistas, cómo actuar en caso de ventas de acciones, la operativa de la sociedad, establecer como regular los conflictos futuros, qué hacer en caso que fallezca uno de los socios, restricciones a la competencia, etc.

¿Cuáles son las cláusulas más comunes en los pactos de accionistas?

Right of first refusal

Permite que los accionistas puedan comprar primero las acciones de un accionista que desee venderlas a un tercero que no es parte de la sociedad. Si los accionistas no pueden comprar las acciones, entonces el accionista que desea vender las acciones queda libre de venderlas. Generalmente, el accionista no puede vender las acciones a un precio inferior al que se le ofreció a los demás accionistas y la posibilidad de vender a un tercero sólo queda limitado a un corto período de tiempo después que los otros accionistas no ejercieron su derecho.

Tag-along

Si algún accionista recibe una oferta para comprar su paquete accionario, los demás accionistas tienen derecho a que sus acciones sean compradas en el mismo precio y condiciones que se le está haciendo al accionista primogenio. Esta cláusula busca en general proteger a los accionistas minoritarios y evitar quedar con un accionista que no conocen como socio.

Drag-along

Es la cláusula espejo del tag-along. Es decir, los accionistas mayoritarios pueden forzar a los accionistas minoritarios a vender sus acciones en el mismo precio y condiciones que están recibiendo los accionistas mayoritarios.

Buy-out

Si algún accionista queda incapacitado para actuar, por ejemplo, quiebra, accidente que lo deje postrado, etc.  Se puede establecer una cláusula para que venda las acciones o que dejé un apoderado nombrado de antemano que ejercerá sus derechos.

Vesting

Consiste en la obligación de los accionistas de permanecer un tiempo determinado en la sociedad. Permanecer esa cantidad de tiempo les permitirá acceder a una cantidad de acciones. Si los accionistas no cumplen el período mínimo no tienen derecho a ninguna acción y a medida que pasa el período mínimo van teniendo derecho a adquirir mayor cantidad de acciones. Se usa mucho cuando se buscan inversionistas “ángeles”.

Cláusulas de valoración de acciones

En los casos de sociedades que no transan en bolsa se establece la forma cómo se evaluarán las acciones (por ej. valor libro, tasación por un perito, etc.). Este tipo de cláusula es útil cuando un accionista se quiere salir de la sociedad, pero no tiene terceros interesados o cuando fallece uno de los accionistas y algún accionista desea comprarles las acciones a los herederos.

Cláusula de no competencia

Una sociedad por acciones es  una sociedad de capital, la obligación de no competencia no va implícita como en una sociedad de responsabilidad limitada (Ltda.). Por eso es importante tener una cláusula de no competencia, que impida a los accionistas de la sociedad desarrollar las mismas actividades que desarrolla la sociedad de la cual son accionistas. Esta prohibición no sólo se limita a los accionistas como personas, sino que a la prohibición se extiende también a través de la constitución de nuevas sociedades, incluso a través de interpósita persona. Está prohibición se podría extender incluso algunos años después que el accionista deje de pertenecer a la sociedad.

Claúsula non-solicitation

Esta cláusula está relacionada con la anterior y prohíbe a los accionistas inducir a otros accionistas, directores, ejecutivos y trabajadores en general dejar la sociedad para ir a trabajar a la competencia.

Cláusula shotgun

Es una cláusula que permite a un accionista dejar la sociedad, pero es un método de doble filo. El accionista cumpliéndose ciertas condiciones puede ofrecer vender sus acciones a los demás accionistas a cierto precio. Los otros accionistas pueden comprar las acciones al precio ofrecido o pueden obligar al accionista que desea vender comprarles sus acciones al precio que el accionista ofreció vender las propias. Esta cláusula busca prevenir que el accionista que desea salir fije precios fuera de mercado.

Normas anti dilusión

La norma anti dilusión es para evitar que los accionistas disminuyan su participación accionaria mediante un aumento de capital. Normalmente, en un aumento de capital el accionista más fuerte financieramente puede comprar las acciones, dejando en una situación de desventaja a los otros accionistas.

Estas cláusulas se usan mucho cuando una empresa multinacional desea adquirir una sociedad, pero los accionistas fundadores, y se establece que en un aumento de capital a los socios fundadores les corresponden una cantidad de acciones por derecho propio.

En las SpA se permite crear distintos tipos de acciones, por lo que en ese caso se podría emitir una serie de acciones para los inversionistas, que si bien tendrían una injerencia menor en la administración, tendrán derecho a más utilidades. Por el contrario, los dueños de las acciones originales mantienen la administración, pero reciben menos utilidades.

Administración de la sociedad

Se usa principalmente para llegar acuerdos como se votará para elegir directores o gerentes generales. También se puede incluir características que deberán tener los directores, gerentes de la empresa. Por ejemplo, cierto grado de capacitación, experiencia en el área, etc..

Fórmula de resolver empates

Si en una votación de la Junta de Accionistas se producen un empate es conveniente tener un sistema para resolver el empate y evitar la inacción de la sociedad.

Cláusulas para regular la salida en bolsa (IPO)

Sirva para establecer condiciones que un accionista puede obligar a la sociedad salir a bolsa y cuáles derechos de los accionistas originales debieran ser respetados.

Cláusula de solución de disputas o diferencias

Si bien a las SpA se les aplica por defecto las normas de las sociedades anónimas y en Chile las sociedades anónimas tienen arbitraje obligatorio por las diferencias entre los accionistas y entre éstos y la sociedad, en el pacto de accionistas se puede acordar pasos previos para la solución del conflicto que evite su inmediata judicialización, mediante el nombramiento de un árbitro. Normalmente se establece el nombramiento de especialista para la solución de algunos temas particulares, como por ejemplo la valorización de las acciones.

Cláusula de capitalización de la sociedad

Se puede establecer por adelantado condiciones cuando los accionistas deberán aprobar el aumento de capital de la sociedad. También esta cláusula puede incluir acuerdos marcos sobre la solicitud de préstamos a instituciones bancarias.

Cláusula de confidencialidad

Se puede acordar que si hay ciertas mayorías los acuerdos que se tomen en la Junta se mantendrán en reserva, a lo menos por un cierto lapso de tiempo. También hay que establecer los casos en que el accionista podría entregar a un tercero la información confidencial (por ej. citación judicial).

La obligación también se extienden a todas las actividades estratégicas que esté desarrollando la sociedad

Arreglos de supervivencia

Esta cláusula busca darle continuidad a la administración de la sociedad si uno de los accionistas fallece. Los herederos pueden estar obligados a vender las acciones a un precio determinado a los accionistas o estar obligados a fijar un mandatario común dentro de un plazo limitado para evitar que las diferencias entre herederos afecten el desenvolvimiento de la empresa.

Cláusula multas

Para evitar que los accionistas se salten las normas que hayan aprobado en el pacto de accionistas mediante la firma de los mismos, se ponen multas pecuniarias muy superior al beneficio que el incumplimiento le puede producir al accionista incumplidor.

Ventajas de los pactos de accionistas

El Pacto de accionistas permite consensuar por adelantado los grandes temas de cómo se desarrollará la sociedad y qué hacer en caso que terceros deseen ingresar a la sociedad. Los Pactos de accionistas sólo pueden ser modificados en forma unánime por los accionistas que firmaron el pacto de accionistas.

Por otra parte, se puede poner como condición que un accionista que ingrese a la sociedad que adhiera al pacto de accionista ya aprobado por los accionistas originarios, permitiendo mantener una estabilidad en el camino trazado en la sociedad.

Última modificación: 13/07/2021

Pymes chilenas

Derecho medioambiental chileno

Derecho comercial internacional

Derecho laboral

Salud y seguridad ocupacional

Compliance